#Maternidad ¿Feliz día de la mujer?

Mamá e hijasEste post va con desfase porque no he tenido el tiempo de escribir y comenzar a sacar las ideas de mi mente. Que dan vuelta todos los días en mi cabeza.

Pocas ideas no son, por eso mismo es que necesito tiempo, para poder ordenarlas y escribir el porqué no considero que el día de la mujer sea un feliz día.

Cuando me desperté ese día sentí que debía escribir un estado de Facebook que se condiga con lo que pienso, más allá de un saludo de buen día y que todas disfruten “su día”. Quizás me dirán Grinch pero considero que en el país que estamos viviendo y en el mundo que hemos creado las mujeres seguimos estando en una situación compleja, más aún si eres madre.

Será un feliz día de la mujer cuando a las mujeres no se las discriminen en un trabajo si tienen o no fuero (¿han pensado que las mujeres necesitan trabajar para mantener a sus críos, en especial aquellas que están solas?), cuando te paguen tu sueldo completo cuando estás con post-natal y que te lo paguen el día que corresponde, cuando no te discriminen porque eres mujer-madre al postular a un trabajo, cuando no te metan en dick-in-the-eye diciéndote que el post-natal dura 6 meses cuando en realidad dura 5 meses y medio, cuando no te pregunten el por qué sales a trabajar cuando tienes hijos o si has decidido quedarte en casa a cuidar a tus hijos, cuándo los cánones de la moda no sean mujeres al borde de la anorexia y que te intenten decir que así es como “debes” vestirte, cuando las personas respeten tus decisiones y no las pongan en duda solo por el hecho de ser mujer.

girl powerCuando las mujeres puedan dejar de comportarse como hombres para acceder a cargos de alta dirección pública y reciban los mismos sueldos, cuando el embarazo y maternidad no sea un motivo para no surgir en tu carrera profesional.

Cuando las mujeres debemos de sufrir por lo que otros dicen al ir a trabajar y dejar a tus hijos con otras personas, cuando hayan los suficientes jardines y salas cunas para las mamás que necesitan trabajar.

Cuando no exista la violencia obstétrica, cuando puedas parir en libertar o hacerte un aborto sin tener un dedo apuntándote (gente mal llamada pro-vida que no está cuando esa “vida” necesita real apoyo, es decir, en su vida fuera del mundo).

Cuando no te respeten por “ser mujer”, sino por ser un ser humano como todos.